Facebook Twitter Google +1     Admin

En busca del soldado Manning

20110425201253-edit.jpg

                                      “Todo lo humano me es ajeno” Boogy 

Detenido en Irak en mayo de 2010 fue remitido a una prisión militar en Kuwait y luego a USA. Prisión de alta seguridad en Quantico Virginia. Recibe tratamiento a lo Abu Ghraib, delicadezas propias de Guantánamo. 23 horas diarias de aislamiento absoluto. Celda central. Sin ropa, en un espacio de tres por tres. Sin sábanas, sin almohada, sin manta. Sin un libro, sin una pantalla, un teléfono, un reloj, un espejo, una revista, un papel, un lápiz. Los cabrones lo han metido a la maldita cámara de muerte ambiental. Lo están matando sin haberlo juzgado. Como se mata a una planta a la que se le quita la tierra, el agua y la luz. Un veredicto condenatorio lo pondrá en la de gas. Morirá gaseado.

Hay que ir por el soldado Manning.

George Bush, que ha de estar vivo todavía, elevó la tortura a estrategia preventiva de Estado, con el argumento de la defensa de los intereses nacionales. Ha sido de todos, el más sincero de los presidentes al revelarnos la filosofía de Estado. Todos los presidentes la han practicado, aunque nunca lo aceptaron. Muy por el contrario, a todos los países donde entran, van a llevar la democracia. Como antes se llevaba el cristianismo. Por eso no quieren entrar en Libia.

Hay que ir por el soldado Manning.

Bradley Manning era analista de información de la base Hammer al este de Bagdad. Se sentía solo, estaba aislado, triste, sin afecto, trabajaba 14 horas diarias y es homosexual. Fue el hombre de Julian Assange. El que le transfirió la información en un CD bajo el título de Lady Gaga. "No disparen contra el mensajero" ha dicho Assange. No sé, ni me importa,  si es un traidor o un maldito héroe, es simplemente un tipo sin oportunidad. No alcanzó a salir, como Rambo de Viet Nam. Manning fue delatado por Adrian Lamo, un puto hacker de origen colombiano.

Obama, en el caso Manning, no solo no se diferencia de Bush, sino que perfecciona el modelo. Mientras en el mundo árabe anda haciendo campaña por la democracia, en casa mata al soldado Manning. Le viola todos los derechos humanos, el debido proceso, cualquier fuero. Como si Manning estuviera en las prisiones políticas de los Castro.

La causa del Estado contra Manning es traición, lo único que no se perdona, igual que los mafiosos. Tratándose de traición todos los malditos son iguales

 Qué coños importa si Manning es un traidor o un héroe. Hizo posible el efecto Assange. Por eso lo quieren matar. Para los que protestan frente a Quantico, ir por el soldado Manning, es defender el derecho a conocer con pelos y señales las porquerías del Estado.  

Hay que ir por el soldado Manning.

 

 

Comentarios » Ir a formulario

No hay comentarios

Añadir un comentario



No será mostrado.



Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris