Facebook Twitter Google +1     Admin

El dominó del diablo: crack 2008

20081013115718-crackedit.jpg

Monseñor Uribe Vélez debería hacerse cargo del mundo. Llegó la hecatombe, la verdadera. La banca central, la bolsa internacional, los fondos de capital, la cadena de portafolios, los valores, se han precipitado en caída, tras una primera estampida de terror financiero.

En Colombia hay mentes optimistas, ministros visionarios, banqueros sensibles, que si bien reconocen la gravedad de la crisis – el crack 2008 -, aseguran – para evitar el pánico – que nuestra economía, nuestras reservas internacionales, están blindadas. Nada que esté en la cadena de fichas del dominó del diablo está blindado. Nada. Esa misma cadena, que todos los Estados y todas las corporaciones privadas, llaman globalización.

La primera ficha del dominó del diablo cayó y empujo a la siguiente, y a la siguiente, y así se aproximará, en una escala económica de tiempo, al final. Como el crack de 1930, podría ser que el crack del 2008 (año orwelliano) todavía fuese un ensayo antes del fin; pero de una intensidad de cinco grados, en la escala de Ritcher.

El colapso capitalista, el big bang de la economía, fue dramáticamente expuesto en la prosa gótica de Marx. El límite – dijo – del capitalismo, es el límite del mercado mundial. Es en el foso del mercado, donde anida el escenario de la tragedia capitalista: la contradicción entre el carácter salvaje del capitalismo y la racionalidad del esfuerzo para regularlo.

El principio de continuidad en la economía mundial, que proporciona su más alta peligrosidad al dominó del diablo, es el mismo de la materia, que hace posible la bomba atómica: la reacción en cadena. El capitalismo es tan salvaje, que el Estado y la corporación privada, deben ponerse de acuerdo en un sistema de regulación, que lo ordene, que lo frene, que lo controle, que lo corrija. Por sí mismo, se desborda violentamente, como el agua de una represa dinamitada.

USA: la cabeza del sistema. Un gasto improductivo y salvaje en dos guerras asiáticas sin esperanza, en dos tristes guerras perdidas, han metido a USA en el fangal de la insolvencia. Y una feria del crédito, con la que el sistema bancario norteamericano pensó que podría especular con el negocio hipotecario, redujo críticamente el sistema de defensa económico. El mismo sistema se desreguló, fue minado desde adentro, por el salvajismo de la ocupación y la especulación, con que intentó sostenerse. Hizo más Bush contra el capitalismo, que Mao Tse Tung

El crack es una escenificación en la que se toca a rebato por la gloria imperial de los Estados Unidos. Así como a comienzos del siglo XX, hizo el relevo colonial del mundo, al reemplazar el poder y la gloria de la vieja Inglaterra. A comienzos del siglo XXI, los Estados Unidos al haber dinamitado la presa desde adentro, empujaron la primera ficha del dominó del diablo, mientras los chinos observan con atención.

Comentarios » Ir a formulario

No hay comentarios

Añadir un comentario



No será mostrado.



Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris