Facebook Twitter Google +1     Admin

El teatro de los videos

20080810050322-cruz-bizarraedit.jpg

RCN compró el video. Hasta ahí se entiende, RCN cree que puede comprarlo todo. Pero, ¿para qué un amigo tan entrañable, socio y hasta cómplice de Monseñor Uribe, hubiera querido comprar un video, precisamente para publicarlo? No sabemos cuánto pagó RCN por el video oficial, ni sabemos cómo fueron las negociaciones. Lo que hizo RCN sería lo que tendría que hacer la oposición, mostrar pruebas de que Monseñor es un mentiroso. RCN no hubiera tenido que emitir, para corroborarlo. Lo que aguza la curiosidad, es por qué RCN le jugó sucio a Monseñor.

 

Cada quien tiene su video. El del ejército, hecho por camarógrafo aficionado y malo al que se le pidió que grabara todo. El video de las FARC (podría comprarlo Caracol) que los hombres de Gafas rodaban cuando aterrizó el helicóptero camuflado. Y ayer el Embajador  norteamericano en Colombia – el que habla con el tono de los rehabilitados por terapia de lenguaje – dejó saber, desde los Estados Unidos, que su país  había instalando cámaras para el seguimiento de los secuestrados.

 

Los militares que llevaron a cabo el rescate de los 15 secuestrados de las FARC,  pasaron de héroes a villanos. Están bajo investigación, los obligaron a pasar por el polígrafo, el Ministro Santos les advirtió que su acción podría llegar a juzgarse como “traición a la patria”. Monseñor, muy paternalmente, les dijo que había cosas que los militares no podían hacer. Negociar por de aparte, por ejemplo.

 

En el video del ejército, un hombre, antes de abordar el camuflado, ya lleva el peto de la Cruz Roja. Ingrid dijo que no había visto nada. Gafas – detenido – dice que había tres con peto. La Cruz Roja definitivamente no le va a armar polémica internacional a Monseñor. Él se disculpó, dijo unas cuantas mentiras, frunció el ceño y siguió adelante. Dio la siguiente versión: uno de los miembros del equipo de rescate se asustó tanto al ver la cantidad de guerrilleros, cuando iban a aterrizar, que así como hay quienes se encomiendan a la virgen del Carmen chantándose un escapulario, él se encomendó a la Cruz Roja y se chantó el peto. Monseñor acudió a la fórmula redentora: se hizo a mis espaldas, me mintieron, no me dieron información veraz. Santos dice lo mismo, los Generales – todos - fueron burlados por sus propias fuerzas. Se negoció documentación de guerra con un medio masivo amigo del Presidente. Les vendieron el material de un auténtico reality. No faltó sino la Niña Mencha.   

Comentarios » Ir a formulario

No hay comentarios

Añadir un comentario



No será mostrado.



Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris