Facebook Twitter Google +1     Admin

¿Quién duerme con Viviane?

20111128174941-vivianeedit.jpg

A nadie, salvo a ella, debería incumbir con quién pasa las noches la Fiscal General - Viviane Moral – después de sus largos días de trabajo en los que debe vérselas con políticos corruptos, corruptos criminales, corruptos mafiosos y paramilitares y corruptos a secas. La Fiscal se merece un poco de cariño, calor de afecto, compañía, al lado del quien su corazón le haya dicho que merece el lugar. Y por qué no, un buen polvo. Alabado sea el Señor.

Así que sin que nos incumba como tal, la reconciliación de la Fiscal con su ex, se ha convertido en un hecho de interés público - sobre el que hoy, María Isabel Rueda ironizó con saña en El Tiempo - confirmado por ella misma, ni siquiera a una revista del corazón, a una del páncreas. Ha vuelto con Carlos Alonso Sucio, un señor con una hoja de vida fascinante, con más pasado judicial que presente, pero tal vez con un futuro que solo le sea deparable a quien duerma con la Fiscal.

Carlos Alonso Sucio tiene una biografía de bandido de novela, o quizás su vida sea una novela, como lo fue la de Kadafi, que tanto me gustaría escribir. Estuvo en el M-19, de donde lo echaron. Se fue a trabajar como asesor político del ELN al monte, a donde fue a visitarlo Viviane, de ahí también lo echaron. Entonces viajo a Cali y se puso al servicio de los Rodríguez como relacionista público. Cuando a sus jefes los apretaron, se fue de asesor de los paramilitares. Con Julián Bolívar estuvo en Caracas y se sentó al lado de los jefes de la AUC en las negociaciones de Santa fe del Ralito. Fue representante a la cámara, politiqueó al lado de Ingrid Betancourt en el grupo llamado los mosqueteros, contra el gobierno de Honesto Samper. Víctima de un atentado criminal en Cali, tras el cual voló a Cuba. Fue miembro de la Constituyente de 1991, ni más faltaba. Fue procesado por la Corte Suprema de Justicia por estafa y estuvo tras las rejas más de un año, a donde Viviane también fue a visitarlo. Ha terminado acusando a Petro de haber recibido financiación de los Nule para su campaña presidencial. Se casó con Viviane Moral estando en la cárcel, cuando salió… aquí hay un bache informativo que me encantaría aclarar, si fue ella la que lo echó, lo más probable, o si fue él quien debió irse. Como haya sido, ahora que ella es la Fiscal General, ha vuelto a su cama. Lo único que falta es que sea un buen polvo.

Ya se ha rumorado que Carlos Alonso Sucio pudo haber tenido que ver algo con el nombramiento del Fiscal Pabón, el primero contra los Nule, o con la lentitud  de la Fiscalía para instruir el proceso por robo en Estupefacientes. Rumores, rumores, nada confirmado, pero que con seguridad van a comenzarle a minar la calma a Viviane, en las noches al lado de su amor bandido.

Así que la pregunta de titular, podrá variarse: ¿Con quién duerme la Fiscal? Primero, con un pastor cristiano y ahora con un pastor criollo. No nos debería importar.

Comentarios » Ir a formulario

No hay comentarios

Añadir un comentario



No será mostrado.



Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris